Ven a mi mundo

 

    España        

 

 

María Jesús y su acordeón

 

Federico Ortíz-Moreno *

 

 

María Jesús, una chica que se ganaba la vida tocando el acordeón, traba amistad con Marcos y Vicky. Estos, abuelo y nieta, poseían un pequeño teatro de marionetas en el que también trabaja un viejo mono de nombre "Cacafruti". Como las cosas van económicamente mal para los tres buscan trabajo en un circo donde Marcos trabajó hace años, pero el director no se encuentra en condiciones económicos para contratarlos. Sin embargo, la casualidad hace que presencie el gran entusiasmo con que el público acoge la actuación de María Jesús y su acordeón.El director verá entonces la solución definitiva para los tres y el mono, y de paso reflota la situación del circo.

 

En cuanto a la historia de esta canción resulta que el famoso “Baile de los Pajaritos” no sólo era de Maria Jesús y su acordeón. Es una canción popular alemana, que se puso de moda a principios de los 80 (bailecito incluido), en todo el mundo, y la del acordeón se apuntó a la moda. Esto era lo que pasaba cuando los dueños del copyright no eran tan paranoicos. Ahora bien, A quien guste escuchar la vesión alemana, busque  a este teutón, bailando con dos gigantescas ardillas de peluche. ¿Le suena? Efectivamente, se trata de “El baile de los pajaritos”, de María Jesús y su acordeón. O más bien, de “Der Ententanz”, “El baile de los patos”, versión libre de “Der Vogeltanz”, compuesta en 1957 por el suizo Werner Thomas, el origen de todo el mal. (Desdichadamente no he logrado encontrar el vídeo original del Pantocrator de los Pajaritos, así que deberemos conformarnos con esta versión tristona).

 

María de Jesús y su acordeón intervino en multitud de programas en la pionera Televisión Española, presentada o apadrinada por célebres personajes de la época. Marisa Medina, José María Iñigo, el maestro Ibarbia, Fernando Navarrete, Fernando Juan Santos, Jesús Villarino, Ramón Barreiros… Un largo etcétera de amigos sin parangón. Profesionales de gran talla. Gentes inteligentes. Personajes inolvidables por lo que significaron y significarán siempre. Y un inesperado día, el gran éxito: “Los Pajaritos”. ¿Quiénes no hemos bailado al ritmo de “Los Pajaritos”? Fue un éxito sin precedentes. Ventas multitudinarias. Llamadas y requerimientos tanto en España como en el extranjero… ¡La culminación a unos sufrimientos y a una lucha que tenía que llegar por fuerza y por voluntad divina y humana!"

 

María Jesús Grados Ventura, conocida en el mundo artístico como “María Jesús y su acordeón”, vino al mundo un 29 de mayo de hace ya algunos años en la ciudad de Cáceres. Su niñez no fue fácil ni cómoda, sino todo lo contrario. Conoció las penurias más sangrantes, el hambre inhumano, la subsistencia a duras penas… Así, de modo tan flagelante, tanto ella como sus padres tuvieron que sortear mil y una dificultades hasta situarse, titubeantemente al principio, en una oscilante economía, ora más alta, ora más baja, pero, no obstante, algo menos atosigante y angustiosa.

 

Su padre, Juan Grados, se lanzó a buscarse la vida por la ciudad más importante de la España de aquellos años – Madrid – y sus andanzas, memorias, agudeza de ingenio y hasta picaresca sana le sirvieron para ir “tirando” y no perderse por el camino, como les sucediera a tantos otros.

 

Su madre, María Ventura (¿puedo decir que la quiero por su carácter dulce?), mujer valiente, callada, abnegada, trabajadora, siguió a su marido hasta Barcelona y sus periféricas zonas, sin parar de trabajar en unos entornos que no eran, precisamente, los suyos. Pero callada como es, y en tándem con su esposo y uniendo y aunando sus fuerzas de voluntad, pudieron estos dos seres más que las miserias que los circundaban, y así, años después, lo sembrado por ambos no cayó en terreno baldío. El reconocimiento a su tesón, su disponibilidad y su Fé religiosa, les conduciría a poder respirar con cierta holgura económica.

 

Todo esto, lo más probable, no hubiese podido darse si no hubiese mediado una niña de ocho años llamada María Jesús, que nació con escasa visión ocular y que, alentada en todo momento por su padre, siguió las clases de acordeón bajo la tutela y batuta sabia de don Antonio Durá, que sería el primer y mejor maestro de la niña, primeramente, y más tarde de la joven y muy atractiva María Jesús. Clases de acordeón que la propia María Jesús se pagaría después de tocar su pequeño y primer acordeón, a diario, yendo de playa en playa y recogiendo las monedas que los turistas y bañistas le daban por sus espontáneas actuaciones. Y así, y sin interrupción, durante largos y pesados años. Años que se esfumaron como el humo pero que dejaron el fruto dorado de la fama, el reconocimiento por parte de la prensa, medios de difusión y públicos en general, objetivo trazado desde un comienzo mismo.

 

“María Jesús y su acordeón” ya era una realidad. Un incuestionable milagro al que sólo los privilegiados tienen acceso. Una causa ganada a base de trabajo, trabajo y trabajo… Única manera de ganarse las grandes causas.“ María Jesús y su acordeón” intervino en multitud de programas en la pionera Televisión Española, presentada o apadrinada por célebres personajes de la época. Marisa Medina, José María Iñigo, el maestro Ibarbia, Fernando Navarrete, Fernando Juan Santos, Jesús Villarino, Ramón Barreiros… Un largo etcétera de amigos sin parangón. Profesionales de gran talla. Gentes inteligentes. Personajes inolvidables por lo que significaron y significarán siempre.

 

Y un inesperado día, el gran éxito: “Los Pajaritos”. ¿Quiénes no hemos bailado al ritmo de “Los Pajaritos”? Fue un éxito sin precedentes. Ventas multitudinarias. Llamadas y requerimientos tanto en España como en el extranjero… ¡La culminación a unos sufrimientos y a una lucha que tenía que llegar por fuerza y por voluntad divina y humana! Y el Circo Mundial. Tres años como la máxima estrella, siempre en cabecera de cartel. Unos emolumentos altos… aunque no los que María Jesús reportaba a los empresarios del Circo. Y un hecho, por lejano, que la interesada y su familia desean olvidar y dar por zanjado.

 

“Cassetes de Oro” y 38 “elepés” en el mercado por aquellos años de primeros éxitos… Dos o tres películas, pero una tan sólo digna de mención: “Los Pajaritos”, dirigida por mi amigo Javier Aguirre, e interpretada por Antonio Garisa, Alfonso del Real y Marisa Ponce, entre otros. Sin embargo, la “cinta” no estuvo a la altura que María Jesús precisaba, y se estrenó tarde y mal, y, lo que es peor, fuera de época y con escaso conocimiento de su paso por las pantallas del país. Defraudada, María Jesús optó por no volver a intentar el Cine hasta que algo más digno le fuera ofrecido. Le queda - ¡cómo no! – el público, su público…

 

Y la radio… Cientos de conciertos en radio, de apariciones en un lado u otro del país, interpretaciones sin tregua, las ondas plagadas por los acordes del acordeón maravilloso de “MARÍA JESÚS Y SU ACORDEÓN”, que amenizan las mañanas y las tardes y las noches de todos los españoles…

 

Después de recorrer parte del largo y ancho mundo, María Jesús se instala, definitivamente, en la villa hermosa de Benidorm, y allí, al socaire de la cafetería “Arenas” (grandes amigos desde tiempo inmemorial), sus interpretaciones diarias llenan el amplio recinto de personas de todas las edades que acuden en busca de distracción, de sana alegría y de jolgorio bueno y limpio, y que todavía hoy, ahora mismo, cuando yo redacto estas hojas, la fidelidad a la llamada de María Jesús hace que las gentes se vuelquen en lo que saben que van a hallar: a una gran mujer, a una gran intérprete del acordeón…

 

Desde hace un año, María Jesús Grados Ventura, a quienes ustedes conocen como “María Jesús y su acordeón”, es Concejala por el Partido Popular en el Ayuntamiento de “La Nucía”, villa residencial situada a cuatro kilómetros de Benidorm. Y es Concejala de la Tercera Edad, de la Mujer y de Urbanizaciones. Doy fe, con la sinceridad y seriedad aplastantes que me caracterizan, que su trabajo es tan loable y defendible como sus propósitos de trabajar y luchar por algo digno y en lo que cree. Un ejemplo de mujer que debieran imitar muchas otras que dicen sentirse solas o “inútiles”. Esta es la vida, a grandes rasgos, de: María Jesús y su acordeón

 

 

 

He aquí, algunos de sus videos

 

 

María Jesús y su acordeón. El Baile de los Pajaritos (En vivo)

 

María Jesús y su acordeón. El Baile de los Pajaritos (En vivo)

 

 

   María Jesus y su acordeón: Algunos de sus álbumes: 

 

 

 

 

                 

 

Los presentes videos, todos, o en su gran mayoría han sido tomados del sitio: "YouTube"

 


 

Volver a la Página de
Videos

 


 

Volver a la Página de
INICIO

 

© 2010 / Derechos Reservados.